Los videojuegos y su efecto psicológico.

A lo largo de los años, el uso de los videojuegos ha sido un tema de interés y que ha generado mucha controversia, en cuanto a efectos psicológicos se refiere.

Tiene efectos considerados positivos y otros que por el contrario no lo son tanto. Entre los efectos positivos se encuentran las siguientes capacidades:

La resolución de problemas

Estimulación auditiva

Atención

Concentración

Capacidad lógica

Coordinación ojos-manos

Desarrollo de estrategias

Cooperación

Colaboración

Además de desarrollar habilidades mentales y también es mucho más activa su capacidad de razonamiento si es comparado con un niño de hace 20 años que no tuvo oportunidad de hacer uso de esta tecnología.

Los videojuegos, pueden funcionar en los adultos, como un liberador de estrés, contribuyendo además a una buena salud. Hay quienes afirman que también contribuye con la mejora de la salud visual y otras habilidades.

También debe tomarse en cuenta que los efectos pueden variar según el tipo de juego.

Si hablamos de los aspectos negativos, debemos mencionar:

La adicción.

Agresividad.

Falta de asertividad.

Bajo rendimiento académico.

Falta de socialización.

Comportamiento problemático (para los que juegan de forma excesiva)

Por lo que es importante que los padres pongan límites a la hora de que sus hijos hagan uso de los videojuegos.